Detenido en España criminal de guerra croata

Ante Gotovina viajó a sus anchas antes de ser detenido en Tenerife. Había estado en Chile y Argentina.

El ministro del Interior español, José Antonio Alonso, destacó este viernes los numerosos viajes que el ex general croata, Ante Gotovina, ha realizado previo a su detención en Tenerife, a juzgar por los sellos de distintos países del pasaporte que usaba antes de su detención. Su último sello correpondía a Isla Mauricio, de donde salió el 25 de noviembre, pero también ha pasado por Tahití, Chile, Argentina, China, Rusia o República Checa.



Según el ministro Alonso, Gotovina se registró en el hotel 'Bitácora' de Playa de las Américas (Canarias) hace cinco días.



A raíz del aviso realizado por Interpol, la Policía Nacional pudo detectar su presencia en Canarias durante unos días. Desde entonces, la atención se concentró en las islas y allí se detectó su llegada con pasaporte falso . Tres agentes lo localizaron mientras cenaba y, después, tras avisar a más agentes se procedió a su detención.



Gotovina, que ha pasado la noche en la cárcel de Soto del Real, será entregado de forma inmediata al Tribunal Penal Internacional de la Haya para la Antigua Yugoslavia (TPIY) sin necesidad de extradición.



Carla del Ponte, la fiscal del TPIY, reveló el jueves que el general croata Ante Gotovina, uno de los presuntos criminales de guerra más buscados de la antigua Yugoslavia, ha sido arrestado en las islas Canarias. Según los cargos que pesan contra él, Gotovina supervisó la matanza de al menos 150 civiles serbios y la deportación forzosa de unos 200.000.



Nueve agentes de la Policía Nacional lo detuvieron en el hotel 'Bitácora' de Playa de Las Américas, mientras estaba cenando. Llevaba pasaporte falso y estaba en compañía de otra persona, que fue detenida y, después, puesta en libertad.



La Policía Nacional llevaba varios días siguiendo la pista del general croata, "quien se escondía por distintas islas del archipiélago", hasta que anoche llegó la orden internacional de detención remitida por el Tribunal Penal Internacional para la ex Yugoslavia.



"Para nosotros, este señor era un turista más que estaba de vacaciones", dijeron fuentes del hotel en el que cenaba.



"Agradezco a Croacia todo lo que ha hecho, agradezco a las autoridades de España, que desde septiembre trabajaron con nosotros y con Croacia en este caso, y que ahora finalmente logramos concluir", agregó la fiscal.



Cadena perpetua



El general Gotovina, de 49 años, a quien muchos croatas consideran un héroe nacional, es una de las personas más buscadas por crímenes de guerra en la antigua Yugoslavia, junto al ex líder serbobosnio Radovan Karadzic y al general Ratko Mladic.



Ex oficial de la Legión Extranjera francesa, Gotovina lleva en paradero desconocido desde 2001, cuando fue acusado de crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad durante la guerra de independencia de Croacia de la antigua federación yugoslava (1991-1995).



De acuerdo a la resolución del TPIY recibida en la Audiencia Nacional, en la que se pide la entrega del ex general, Gotovina puede ser condenado a la pena máxima de cadena perpetua por dicho tribunal, como autor de crímenes de lesa humanidad y delito de infracción de las leyes o usos de guerra.



Acerca del Autor