Exasambleísta de NY cumplirá un año y un día de cárcel


La exasambleísta demócrata de Nueva York Gabriela Rosa, primera mujer dominicana en ese cargo, fue sentenciada hoy a un año y un día de cárcel y tres años en libertad condicional por fraude al arreglar su matrimonio para obtener la nacionalidad de EE.UU. y hacer una declaración falsa ante un tribunal de bancarrotas.

Rosa -que nació en la República Dominicana en 1966, emigró a EE.UU. en 1994 y en 2005 obtuvo su ciudadanía- irrumpió en llanto al escuchar la sentencia de la jueza Denisse Cote en la corte federal en Manhattan, donde estuvo acompañada por el senador estatal Adriano Espaillat y un grupo de simpatizantes que abarrotaron la sala.

Previo a dictar la sentencia, los abogados de la exlegisladora dijeron a la jueza que Rosa cometió un error para lograr su "sueño americano", argumento que la magistrada rechazó alegando que es "un "mal ejemplo para todos los inmigrantes que tratan de cumplir con las leyes y obtener su ciudadanía".

Un grupo de dominicanos de diversos sectores se había movilizado hace varios días en apoyo a Rosa, de 47 años, y había enviado una carta a la jueza pidiendo clemencia para la exfuncionaria, pero fue también descartada por la magistrada federal.

Rosa fue elegida en noviembre de 2012 para representar al distrito 72, que incluye a la comunidad dominicana en el Alto Manhattan, el barrio quisqueyano por excelencia en esta ciudad.

Ejerció el cargo e enero de 2013 al 27 de junio de este año, cuando lo abandonó por las acusaciones que han terminado en su condena.

Hoy, la jueza Cote rechazó igualmente el pedido de Rosa, que se había declarado culpable de ambos cargos en una audiencia el pasado 27 de junio, para que le permitiera pasar el periodo navideño junto a su esposo e hijo, de 16 años, y le ordenó entregarse el próximo 14 de noviembre para comenzar a cumplir su sentencia.

De acuerdo con los documentos presentados en la corte, Rosa pagó 8.000 dólares a un hombre para que se casase con ella y tres años después se divorció de él.

Durante ese periodo, mantuvo una relación con Víctor Estrella, que es ahora su marido y padre de su hijo, quien para ese entonces, tampoco era ciudadano.

La exasambleísta se enfrentaba a una pena máxima de 10 años de prisión por ambos delitos, pero vio reducido el castigo tras comprometerse a no recurrir.

Los crímenes cometidos por la asambleísta la incapacitan para continuar en el servicio público.

A la salida de la corte, sus seguidores protegieron a su exlegisladora de los periodistas que esperaban fuera de la sala, mientras gritaban "¡Gabriela Rosa, viva nacional!".

Rosa, que antes de ser legisladora trabajó para el congresista Herman "Denny" Farrell y ha recibido apoyo de varios de sus colegas tras las acusaciones, abandonó el tribunal en medio de lágrimas en un taxi.

En las pasadas primarias demócratas, el exasambleísta por el distrito 72 y primer dominicano electo en el estado de Nueva York, Guillermo Linares, ganó la candidatura para aspirar a ese puesto en las próximas elecciones de noviembre.

Rosa es parte de una larga lista de políticos demócratas que han sido acusados o convictos en los últimos dos años en Nueva York, entre los que figura Nelson Castro, que era el único dominicano electo en el condado de El Bronx, quien en 2013 fue arrestado y acusado por fraude electoral y perjurio.

Castro cooperó con la fiscalía de ese condado para lograr la acusación contra otro asambleísta demócrata y evitar ser acusado por otro caso que se investigaba en su contra.

La lista incluye también a un expresidente del Senado estatal, Malcolm Smith, quien fue detenido en abril de 2013 junto a varios políticos de ámbito estatal y local, entre ellos un concejal republicano y varios líderes de ese partido.

Acerca del Autor