La duquesa que cocina para los más necesitados

La duquesa de Sussex, Meghan Markle, ha realizado su primer gran evento benéfico desde que renunció en marzo, junto al príncipe Enrique, a ser miembro de la realeza británica, organizando comidas para los londinenses más necesitados.





Según reveló hoy el diario Evening Standard, que forma parte de la iniciativa, Meghan mantuvo una videoconferencia con las mujeres que forman el proyecto Hubb Community Kitchen para distribuir comida a aquellos que lo necesiten durante la actual crisis del coronavirus.

Los duques de Sussex y su hijo Archie dejaron oficialmente de formar parte de la familia real británica el pasado 31 de marzo y al poco tiempo trasladaron su residencia a Los Ángeles, donde, durante la Pascua, colaboraron con la asociación Project Angel Food para facilitar comidas a las personas vulnerables.

Hubb Community Kitchen fue el primer proyecto que Meghan apoyó cuando entró a formar parte de la familia real y, después de varias visitas privadas, en 2018 anunció que lanzaría un libro de cocina junto a sus integrantes para recaudar fondos destinados a la asociación.

La iniciativa, en que las mujeres serán las que cocinen en sus hogares, pretende entregar entre 250 y 300 comidas tres días a la semana y se pondrá en funcionamiento a partir del próximo lunes.

"Estoy muy orgullosa de las mujeres de Hubb Community Kitchen y del apoyo continuo que el Proyecto Félix les brinda para llevar a cabo estos actos de buena voluntad, que en este momento se necesitan con urgencia", dijo Meghan durante la videollamada.

Las mujeres que integran la organización son las supervivientes del incendio de la Torre Grenfell, un suceso ocurrido en el rico barrio londinense de Kensington y Chelsea en 2017, en que murieron 72 personas, después de que el fuego se propagase con rapidez por sus viviendas de protección oficial ante la ausencia de equipamiento antiincendios.



Avatar
Acerca del Autor