La monarquía española se aprieta el cinturón


La Casa Real española prevé una reducción de los gastos protocolarios y de los salarios más altos para ahorrar los 170.000 euros de recorte que incluye el proyecto de los presupuestos del Estado para este año.

Fuentes de la Casa del Rey señalaron a los medios que lo previsible es que este recorte de sueldos afecte a los tres cargos de alta dirección y los ocho directores generales de la Casa Real, aunque tampoco se descarta una reducción de retribuciones en los miembros de la Familia Real.

Las fuentes afirmaron que es prematuro hablar de una posible reducción en las retribuciones del rey Juan Carlos y del príncipe Felipe, heredero de la Corona española.

También consideraron que es pronto para pronunciarse sobre el modo en que la ausencia de la infanta Cristina, la hija menor de los Reyes, en actos oficiales pueda suponer un recorte en sus ingresos por gastos de representación.

Iñaki Urdangarin, esposo de la infanta Cristina, fue apartado de los actos oficiales de la Casa Real española el pasado mes de diciembre a raíz de su imputación en un presunto caso de corrupción.

Los Duques de Palma residen desde 2009 en Washington, donde Urdangarin trabaja para la multinacional española Telefónica.

Durante su declaración ante el juez que investiga el caso, el pasado mes de febrero, Urdangarin negó todas las acusaciones que pesan sobre él en relación con el supuesto uso irregular de fondos públicos por el Instituto Nóos, una entidad sin animo de lucro que presidió.

El pasado mes de diciembre, la Casa Real divulgó el sueldo anual del rey Juan Carlos en 2011, que antes de las retenciones de impuestos fue 292.752 euros, de los que 152.233 corresponden a gastos de representación.

El sueldo del príncipe de Asturias, Felipe de Borbón, heredero de la Corona, fue 146.376 euros.

En total, la casa real española recibió en 2011 de los Presupuestos Generales del Estado 8.434.280 millones de euros.

Ni Iñaki Urdangarín, esposo de la infanta Cristina, ni Jaime de Marichalar, cuando estaba casado con la infanta Elena, han percibido nunca ingresos de la Casa del Rey, según informó entonces esta institución.

La asignación anual que recibe la Casa Real española disminuirá en 2012 un 2,01 % hasta 8,26 millones de euros (unos 11 millones de dólares), de acuerdo con el proyecto de los Presupuestos Generales del Estado presentados por el Gobierno de Mariano Rajoy.

El recorte de esta partida a lo largo de los dos últimos años asciende así al 7,19 %.

La Constitución española establece que el jefe del Estado dispone anualmente de "una cantidad global para sostenimiento de su familia y de su Casa, y distribuye libremente la misma", motivo por el que en el proyecto de presupuestos únicamente figura la cantidad global que recibirá la Casa del Rey.

Cuando el proyecto de los Presupuestos Generales del Estado haya completado su tramitación parlamentaria, en mayo o junio, la Casa del Rey ya habrá decidido cómo repartirá internamente sus recortes y colgará en su página web oficial la cifra definitiva.

Acerca del Autor