Lexus sigue marcando el camino de la tendencia híbrida… ¡para ser líder!

La nueva SUV ofrece una conducción deportiva compatible con un bajo consumo de combustible y unas emisiones de gases reducidas.

En una industria tan dinámica como la automotriz, cada día que pasa se reduce mas el porcentaje de excépticos en torno a los autos híbridos y sus posibilidades. Poco a poco van quedando atrás las miradas de reojo, las reticencias y cierto halo de desconfianza, para dar paso a una mayor curiosidad en torno a una variante de la cual Toyota se puede considerar una de las empresas pioneras.



Y con la nueva Lexus 2006 RX 400h queda claro que la firma nipona está forjando una trayectoria híbrida no simplemente para que la competencia siga su tendencia, sino para encaramarse en el escalafón de líder.



La RX 400h utiliza la potencia de un motor de gasolina V6 y de dos motores eléctricos. Dicha combinación ofrece grandes ventajas, en gran parte gracias al innovador sistema Hybrid Synergy Drive (HSD). Este concepto asegura que la potencia va dirigida exactamente donde se requiere, hacia las ruedas o hacia el generador eléctrico, consiguiendo así una máxima eficiencia de la potencia del auto.



Un componente importante dentro del HSD es un dispositivo de reparto que coordina la gasolina y la energía eléctrica.



Otro componente importante es el sistema inteligente de tracción cuatro ruedas, llamado E-Four. Con ello esta nueva SUV de tamaño mediano y cinco puestos gana en eficiencia y, a la vez, aumenta la sensación de seguridad en la carretera. Tanto en la puesta de arranque del RX 400h, como en su aceleración, frenada o parada, todas las ruedas están en funcionamiento, garantizando una conducción cómoda y controlada.



Sin embargo, cuando usted conduce utilizando la velocidad de crucero, el sistema E-Four cambia automáticamente a una tracción a dos ruedas para reducir el consumo de combustible.



Siendo un “híbrido total”, el RX400h puede funcionar sólo con sus motores eléctricos, únicamente con el V-6 de 3.3 litros, o con los sistemas eléctrico y de combustión interna trabajando conjuntamente. Viene dotado con un motor DOHC, de 24 válvulas.



La parte eléctrica del sistema híbrido se compone de tres motogeneradores de 650 voltios y de un paquete sellado de baterías de metal hídrico de níquel (Ni-MH) que se encuentra bajo el asiento de atrás. El primero de los motogeneradores está montado adelante y actúa como arranque y como generador del motor. El segundo también está montado al frente y hace funcionar las ruedas de adelante por medio de la CTV, y también actúa como un generador durante el frenado de recuperación. Finalmente, el tercer motor está instalado atrás para alimentar las ruedas traseras y generar corriente al frenar. En realidad, el motor eléctrico es el único que proporciona potencia a las ruedas traseras, y esto otorga al RX400h un extraordinario sistema de tracción en las cuatro redondas.



Si se juntan todos los motores, este novedoso Lexus llega a un total de 268 caballos de fuerza y puede alcanzar 60 mph en 7.3 segundos, aunque la revista Car and Driver afirma que el RX400h logra esa velocidad en sólo 6.9 segundos, lo cual sería explicable, tomando en consideración que los motores eléctricos del híbrido añaden gran cantidad de torque a través del alcance operativo de la dirección y esto significa una mejor aceleración inicial y un impulso consistente hacia la velocidad final.



En cuanto a consumo de combustible, la “h” al final del nombre de este Lexus no es simple nomenclatura, está allí para recalcar su tecnología y de alguna manera llamar la atención en torno a las posibilidades de rendimiento: 31 millas por galón en la ciudad —donde lo híbrido se pone a valer— y 27 en las autopistas.



El paquete de opciones de esta propuesta de Lexus es, si se quiere, de lo más completo y haría falta espacio extra en esta página para detallarlo todo, por lo que trataré de mencionar algunas de las ventajas con que cuenta el RX400h que conduje esta semana.

• Bolsas de aire frontales para conductor y pasajero, además para las rodillas del chofer. También bolsas de aire laterales delantera y trasera.



• Asientos de piel con calefacción para los delanteros.

• Asientos eléctricos multiposición: 10 para el conductor y 8 para el copiloto.

• Aire acondicionado dual con ventanillas en la parte trasera.

• Sistema de sonido AM/FM/Cassete/con RDS/CD player para 6, con 8 speakers. Bello sonido.

• Pantalla sensible al tacto de 7 pulgadas para el sistema de navegación multivisión que además entrega información de todo el sistema, incluyendo audio, A/C, hora e imagen proveniente de la cámara trasera para facilitar el estacionamiento.

• Comandos por voz, tecnología Bluetooth, brújula de posicionamiento y medidor de temperatura externa.

• Ventanas —todas— con bajada y subida eléctrica de un solo toque.

• Sunroof de activación eléctrica a un solo toque.

• Volante con movimiento memorizado automático hacia adentro y arriba, con controles de audio, display y activación de voz integrados.

• Calentador eléctrico para los espejos externos.

• Limpiavidrio delantero sensible que se activa con la lluvia. También plumillas para limpiar el vidrio de la puerta trasera y los faros delanteros con surtidor de agua incorporado.

• Sillas traseras completamente abatibles para otorgar aún más capacidad al ya de por si amplio maletero.

• Control de estabilidad del vehículo (VSC).

• Control de velocidad de crucero.

• Dirección Asistida Variable (VGRS).

• Distribución electrónica de la fuerza de frenado (EBD).

• Espejos retrovisores anti deslumbramiento.

• Faros de descarga de alta densidad (faros HID).

• Frenos de disco ventilados.

• Insonorización acústica.

• Puerta del maletero eléctrica.

• Sistema de iluminación frontal inteligente (AFS).

• DVD player para entretener a los pasajeros de atrás.



Con todos estas y otras opciones que —como mencioné arriba— serían largas de detallar, el Lexus RX400h llega unos dólares más arriba de los 52 mil, lo que lo convierte en un auto para un segmento al que le gusta disfrutar al conducir. Eso es el RX400h.





Acerca del Autor