BREAKING NEWS
Incinerar basura, una condena de 30 años que expertos mexicanos buscan evitar Raúl Estrada México, 14 jun (EFE).- La quema de 4.500 toneladas de basura al día durante 30 años en la Ciudad de México no solo violará las leyes nacionales de protección al medioambiente, sino convenios internacionales, advirtieron hoy expertos que rechazan una planta que tendrá esa misión. Y es que la Agencia de Gestión Urbana de Ciudad de México otorgó a Proactiva Medio Ambiente, del grupo francés Veolia, una licitación para que construya una planta de termovalorización que producirá electricidad para las 12 estaciones del Metro a partir de la quema de 4.500 de las casi 13.000 toneladas de basura que genera la urbe. La termovalorización consiste en descomponer los residuos orgánicos a través del calor y, con el vapor producido, generar energía eléctrica. Los desechos restantes de la incineración se pueden emplear en la industria de la construcción. Raúl Sergio Cuéllar, director técnico de desechos sólidos en Ciudad de México de 1997 a 2005, explica a Efe que el concepto termovalorización es un eufemismo para no llamar a la quema de basura por su nombre: incineración. “México firmó el Convenio de Estocolmo para frenar la incineración, entonces no puede aceptar tecnologías que generan sustancias altamente tóxicas, persistentes y bioacumulables como las dioxinas y los furanos, porque no hay manera de contenerlas”, señala Marisa Jacott, directora de la organización Fronteras Comunes. A través del Convenio de Estocolmo sobre Contaminantes Orgánicos Persistentes, en vigor en México desde 2004, los países se comprometen a “poner fin a la incineración de desechos a cielo abierto y otras formas controladas de incineración”, incluida la de vertederos. Según Veolia, que opera 63 plantas de este tipo en todo el mundo, la termovalorización es un proceso que reduce los gases de efecto invernadero (GEI), controla las emisiones de dioxinas y furanos y es reconocido en Europa por su eficiencia energética. Estas plantas operan en muchas ciudades del mundo y “están sumamente controladas, vigiladas por las autoridades, para cumplir con todos los estándares y normas ambientales”, dice a Efe Federico Casares, director de Desarrollo de Negocios y Relaciones Institucionales de Veolia México. El jefe de la Agencia de Gestión Urbana de Ciudad de México, Jaime Slomianski, quien no estuvo disponible para ser entrevistado por Efe, también ha defendido esta tecnología y asegurado que está respaldada por resultados ambientales satisfactorios en Europa y Asia. Sin embargo, en enero de 2017 un documento de la Unión Europea advirtió que “la eliminación, ya sea en vertederos o mediante incineración con escasa o nula recuperación de energía, es habitualmente la opción menos favorable para reducir las emisiones de GEI”. Además de violar el Convenio de Estocolmo, organizaciones ambientalistas denuncian que la incineración de residuos atenta contra el derecho a un medioambiente sano garantizado por la Constitución, y viola normas sobre manejo de rellenos sanitarios y la emisión de sustancias peligrosas al ambiente. El director de Greenpeace México, Gustavo Ampugnani, asegura que tras el cierre del relleno sanitario del Bordo Poniente en 2011, el más grande de América Latina con una extensión de 721 hectáreas, se perdió la oportunidad de implementar un modelo de gestión basado en basura cero. “Lo dejaron pasar y hoy nos dicen: o mandamos la basura a quemar o se joden y la basura va a estar en las calles. El Gobierno de la Ciudad de México se está dando un tiro en el pie”, señala. Basura cero es un modelo de gestión de residuos sólidos urbanos que tiene como objetivo reducir la generación de basura y recuperar los materiales, en vez de eliminarlos. Ramón Ojeda Mestre, experto en derecho ambiental internacional, denuncia además que no hubo proceso de saneamiento del Bordo -que recibió 76 millones de toneladas de basura en el tiempo que operó (1985-2011)-, como estipula la norma sobre tratamiento de residuos sólidos urbanos. Ahí se construirá la planta de Veolia, la primera de este tipo en América Latina y que empezará a operar en 2020, violando además la norma sobre residuos peligrosos, la Ley General para la Prevención y Gestión Integral de los Residuos e incluso el Acuerdo de París, que fija las metas para reducir la emisión de GEI. “Si de todo eso no nos hacen caso aquí, iremos a tribunales internacionales y desde luego que nos lo van a conceder, va a quedar México en ridículo”, advierte Ojeda sobre los planes de los grupos ambientalistas para echar atrás el contrato para la construcción, operación y mantenimiento de esa instalación durante los próximos 33 años.

Nissan 370Z Touring de 2013: Le ‘roncan’ los caballos


Si ya tenía una apariencia deportiva que llamaba la atención en cualquier escenario, por ese look fresco y dinámico que le ha caracterizado desde su salida al mercado, el nuevo Nissan 370Z Touring de 2013 que estuve probando esta semana dio un salto adelante en lo que tiene que ver con su diseño, con faros delanteros y traseros estilizados y con forma de "boomerang", bi-funcionales de Descarga de Alta Intensidad (HID por sus siglas en inglés) y función de auto encendido y apagado con nuevas lámparas diurnas LED.

La ancha parte trasera se destaca por la integración de las luces tipo "boomerang" y guardafangos anchos y acampanados. También por ese par de tubos de escape ‘bocones’, responsables en alguna medida del rugir de tigre que lanza este 370Z cuando se le presiona el acelerador. La atención al detalle y la funcionalidad es evidente en todo el diseño exterior.

Con un motor de 3.7 litros DOHC V6, con VVEL (Válvula Variable por Evento y Elevación), que genera 332 caballos de fuerza y 270 libras/pie de torque y transmisión manual de 6 velocidades, este japonés hace gala de una apariencia agresiva y una estructura ligera y altamente rígida que aporta un desempeño mejorado, para un rendimiento combinado de 21 millas por galón.

La clave para el rendimiento excepcional es el sistema VVEL, que es capaz de optimizar la válvula de admisión de movimientos abierto/cerrado, permitiendo que el aire necesario sea mandado de manera inmediata a la cámara de combustión en tiempo preciso. Dado que el sistema VVEL puede ajustar para abrir las válvulas ligeramente, mejora la eficiencia del combustible mediante la reducción de la fricción del árbol de levas y los residuos de combustible. También proporciona emisiones más limpias debido a que permite un calentamiento más rápido del catalizador y mediante la estabilización de la combustión cuando el motor está frío.

El 370Z también proporciona máxima estabilidad con cero elevación frontal y trasera cuando está equipado con el alerón posterior, gracias a extensos esfuerzos aerodinámicos - incluyendo un diseño de parachoques delantero que suaviza el flujo de aire a los lados del vehículo, mientras que el diseño posterior maximiza el control del flujo de aire desde el techo hasta la puerta trasera.

Por dentro

El interior del 370Z continúa la larga tradición de aumentar el placer de conducir. El tradicional diseño del auto de 2 asientos se basa en un panel de instrumentos diseñado a la medida alrededor del conductor con una consola central que separa el asiento del pasajero. El enfoque de diseño incorpora un "concepto de capas", con una capa de información, una capa de operación y una capa de retención.

La capa de información proporciona una buena visibilidad, con fácil acceso a todos los datos importantes. Los medidores están unidos a la columna de dirección, por lo que el conductor no tiene que elegir entre su posición preferida del volante y la visibilidad de los indicadores. La gran abertura superior del volante delante de los medidores está diseñada para proporcionar una buena vista de las lecturas.

La capa de operación incluye el volante, palanca de cambios y switchgear. El volante es un diseño en ovalo de 3 ojales que ofrece costuras al estilo de una pelota de béisbol, un mejor agarre y mejores áreas de descanso para las palmas para una mejor sensación de descanso durante los viajes largos. La piel se rasura aportando un nivel totalmente premium a la sensación de control del vehículo además de ser totalmente ergonómico.

La capa de retención contiene los asientos, rodilleras y el apoyo de la puerta. El asiento del conductor es único y diferente del asiento del pasajero, ya que cuenta con recortes en los lados donde descansan los muslos, permitiendo al conductor presionar los pedales sin que el asiento lo empuje de vuelta. El bastidor del asiento está construido para ayudar a sostener al conductor en su lugar durante las curvas. Tanto el lugar del conductor como del pasajero están estructurados con un material antideslizante en la superficie.

Los asientos deportivos de piel ofrecen ajustes eléctricos de 8 posiciones para el conductor y 4 posiciones para el pasajero con calefacción. Los descansabrazos de las puertas han sido diseñados para proporcionar un apoyo adicional en las curvas y las rodilleras se integran para ayudar al conductor a mantener la posición correcta en las curvas.

Las características interiores incluyen: Llave Inteligente Nissan con botón de arranque idem, ventanas eléctricas, seguros de puertas eléctricos con función de bloqueo automático, clima automático, desempañante trasero, dos tomacorrientes de 12 voltios de potencia, tres portavasos, dos luces de mapa y un sistema de audio AM / FM / CD / AUX de 4 bocinas con controles iluminados montados en el volante.

Mi unidad de prueba vino con sistema de navegación con una pantalla táctil de 7 pulgadas, conectividad USB y iPod® Ready, Bluetooth® y Cámara de Visión Trasera.

Acerca del Autor